QUIEN NO CORRE VUELA

Reflexiones y paranoias de un Loco que no sabe de que huye pero prefiere correr que estarse quieto mientras ve la vida pasar

viernes, 15 de octubre de 2010

Donostia, Capitulo dos

Que poquito, falta, seis semanitas y ya estamos en Donostia.

Y no a tomar helados en la concha, o ver museos, no... A correr mi primera Maraton.


La semana pasada ya comence mi preparacion para tal evento, lo que pasa es que esta segunda, entre media maratones, carreras, puentes ... como que no la he seguido a raja tabla, pero de lo que si me he dado cuenta es de una parte fundamental que no habia incluido en este entrenamiento, y me lo habia dicho mucha gente que, pero ayer me di cuenta.

Y es la parte mental, si si, la cabeza. 

Todo hemos oido hablar del muro de los 30km, pero pocos te dan una idea totalmente concisa de como superarlo. Como motivarse uno mismo cuando tu mente dice basta, cuando ya le tienes tanto asco a hacer kilometros que te apetece parar e irte a casa.

Cuando un "venga vamos"... no es suficiente.
Ayer sali a entrenar, mi objetivo era rodar 15km a ritmo de maraton (4min 15seg), nada raro, cualquier dia hubiera sido un rodaje más, sin importancia, más o menos cansado pero ahí hubiera quedado.

Pero ayer, no corria solo, si no con mi rodilla, una rodilla que despues de la carrera de Llanes me pedia un descanso.

No es nada nuevo, ni lesion ni nada, una pequeña inflamacion que calentando bien no la noto y que con frio y dos dias de descanso sea pasa (fue un finde largo entre la media de Langreo y los 6Km de Llanes). 

Pero ayer necesitaba correr. Y fui mas cabezon que mi pierna. 
Así que, empece calentando poco a poco, hasta alcanzar los ritmos que buscaba.

Hasta ahi todo bien, pero nada mas llegar al kilometro 6, sabiendo que queria hacer 15, me empece a notar mal, la pierna se quejaba, estaba bajando los ritmos, apunto estuve de retirarme de mi entrenamiento.

Estaba pasando una especie de muro, como el de los 30 pero en version reducido. No me veía capaz de correr mas del doble de lo que llevaba.
Pero no podia parar, asi que mi cabeza empezo a funcionar (una vez de vez en cuando no esta mal), y me imagine en Donosti, en ese Km 30, rodeado de gente, con ganas de parar, de rendirme, y entonces aparecio.

Por mi mente pasaron todas las cosas que he sacrificado para llegar hasta este punto, todas las horas de entrenamientos, los amigos que poco a poco he dejado de ver, los fines de semana que me he quedado en casa para el dia siguiente entrenar, las vacaciones con mis amigos a las que he renunciado para preparar esta maraton, las horas de sueño que he tenido que sacrificar para correr ya fuera por la mañana o por la noche. 

Incluso personas en concreto, con las que perdi mi relacion por esta pasion, por llegar a este momento, a ese instante en concreto, por pensar solo en la posibilidad de algun dia cruzar la meta del kilometro 42 de una Maraton.

Entonces sucedio, cuando mi mente volvio a mi entrenamiento, mire mi reloj el cual me estaba avisando de que estaba por encima del ritmo deseado, sin darme cuenta ya llevaba diez kilometros y estaba corriendo a ritmos por debajo de 4, mi pierna no me molestaba, y me sentia con fuerzas, ganas y motivacion de correr los 15km y otros 15 mas.

Habia superado mi mini-muro.

Esto me ha dado mucha motivacion para enfrentarme al reto de Donostia, ya no tengo miedo a ese km 30,  tengo claro en que pensar. Solo debo de acordarme de  este largo camino que estoy siguiendo para por fin consagrarme como corredor.

Porque sinceramente, la Maraton, mas que una distancia, es una necesidad, la necesidad que todo runner acaba teniendo, la meta que cualquier amante de este deporte debe algun dia superar, yo estoy de camino, cada vez con mas ganas y  con menos miedos. 

En mis sueños yo ya he corrido mi Maraton, Donostia solo será un mero tramite.

3 comentarios:

Manu Campal dijo...

El muro aparte de ser cuestion mental es tambien quimica Rafa.Depende el ritmo de cada persona pero eske suele ser por el km30 cuando tu cuerpo se queda sin glucosa y tira de reservas gasta los 2000KJ que puedes acumular los dias anteriores.Con bebida isotonica y algún gel lo contrarrestas y el muro se hace mas llevadero.Saludos compañero =)

Zuperman dijo...

Muchas gracias por el consejo, tomo nota, lo de los geles, el otro dia probe uno para ver como lo toleraba mi cuerpo.. y sin problema

yiri dijo...

MUCHOS ANIMOS PARA LOS ENTRENOS

Publicar un comentario